Notícies Notícies

Torna a la pàgina principal
Vés enrere

In memoriam del professor Santiago Mir Puig

In memoriam del professor Santiago Mir Puig

11.05.2020

Imatge inicial

Santiago Mir Puig, catedrático emérito de Derecho penal de la Universitat de Barcelona, falleció el pasado 6 de mayo, a los 72 años de edad. El profesor Mir Puig está unido por muchos motivos al devenir del Departamento de Derecho de la Universitat Pompeu Fabra. Tras doctorarse en 1974, obtuvo enseguida una plaza de profesor adjunto y poco después, la de profesor agregado. Esta le condujo desde su alma mater, la UB, hasta la Universitat Autónoma de Barcelona. En aquel claustro coincidió durante años con varios de los que luego serían fundadores de los estudios de Derecho en la UPF: Albert Calsamiglia, Pablo Salvador, Francisco Ramos, Oriol Casanovas. Junto a él impartía Derecho penal en la UAB Mª Teresa Castiñeira. Y allí lo conocieron como estudiantes Jesús-María Silva y David Felip. En 1983 Mir Puig regresó a la UB como catedrático y permaneció hasta su jubilación.

En 1991 la naciente UPF incorporó como catedrático de Derecho penal a su discípulo el profesor Silva; y como profesor asociado, a su hermano Carles Mir Puig, ahora magistrado del Tribunal Superior de Justícia de Catalunya. Mir Puig mantuvo desde entonces una vinculación constante con la UPF, mediante su participación en seminarios, congresos y tribunales de tesis doctorales. Pero, sobre todo, tuvo un gesto que revela su forma de ser. Decidió que el Máster en Derecho Penal que él dirigía en la UB pasara a ser interuniversitario, y que quien escribe estas líneas lo codirigiera. El máster UB-UPF, la niña de los ojos académicos del profesor Mir, ha sido uno de sus grandes legados: el máster en Derecho penal más importante del mundo de habla hispana.

El inicio de su larga enfermedad, ahora hará unos diez años, limitó la asistencia del profesor Mir a actos públicos en la UPF. Sin embargo, todavía regresó, como espectador, a algunos de ellos. Recuerdo en este momento el concurso a una cátedra de Derecho penal que obtuvo el profesor Robles. Y, sobre todo, uno de los actos que más pudieron llenar de orgullo los últimos años de vida de Mir Puig: el concurso en el que su hijo Oriol obtendría una cátedra de Derecho administrativo de la UPF.

Quizá no sea el momento de extenderse en la obra de Mir Puig. Su “Derecho penal.Parte General” es, sin ninguna duda, el manual de Derecho penal más conocido e importante de los que se han escrito en lengua española. Sus aportaciones intelectuales  cambiaron la forma de ver el Derecho penal y son hoy conocidas por todos los penalistas de ambos lados del océano. Fue el primer extranjero al que la revista alemana más antigua -Goltdammer’s Archiv für Strafrecht- entregó una Festgabe con ocasión de su jubilación. Y tantas otras distinciones y reconocimientos. Para quienes, en la UPF, hemos sido discípulos, colegas y amigos de Santiago Mir, es tiempo de luto. Para mí, además, de expresión de mi máximo cariño y admiración.  Descanse en paz.

 

Jesús-María Silva Sánchez

Multimèdia

Multimedia

Multimedia

Categories: