Despidióse el francés con grasa buena

            254
            (1612)
 
 
            VOLVIÉNDOSE A FRANCIA EL DUQUE DE HUMENA
 
            Despidióse el francés con grasa buena
            (con buena gracia digo, señor Momo),
            hizo España el deber con el Vandomo,
            y al pagar lo hará con el de Pena.
 
5          Reales fiestas le impidió al de Humena
            la ya engastada Margarita en plomo,
            aunque no hay toros para Francia como
            los de Guisando su comida y cena.
 
            Estrellóse la gala de diamantes
10        tan al tope, que alguno fue topacio,
            y aun don Cristalïán mintió finezas.
 
            Partióse al fin, y tan brindadas antes
            nos dejó las saludes de palacio,
            que otro día enfermaron sus altezas.