¡Ayer deidad humana, hoy poca tierra...!

            134
            (1603)
 
 
            EN EL SEPULCRO DE LA DUQUESA DE LERMA
 
            ¡Ayer deidad humana, hoy poca tierra;
            aras ayer, hoy túmulo, oh mortales!
            Plumas, aunque de águilas reales,
            plumas son; quien lo ignora, mucho yerra.
 
5          Los huesos que hoy este sepulcro encierra,
            a no estar entre aromas orientales,
            mortales señas dieran de mortales:
            la razón abra lo que el mármol cierra.
 
            La Fénix que ayer Lerma fue su Arabia
10        es hoy entre cenizas un gusano,
            y de conciencia a la persona sabia.
 
            Si una urca se traga, el oceano,
            ¿qué espera un bajel luces en la gavia?
            Tome tierra, que es tierra el ser humano.