Autor: AGUIRRE, Fray Andres de
Título:
Discurso muy precioso dirigido al Illmo Sr. Arzobispo Gov.or y Capitan Gen.l de Mexico: por Fr. Andres de Aguirre sobre la importancia de que se proseguiese el descubrim.to dela costa y tierra que està al poniente de Nueba España en la costa del Mar del Sur desde los 41º de latitud adelante hasta la China, con una relacion mui rara que inserta en él de un Capitan Portugues que navegando de Malaca para las Islas de Japon, y llegando à vista de ellas haviendo le sobrevenido un temporal de Poniente muy recio sin poderlas tomar corriò con poca vela Ocho dias, y al noveno que abonanzò el tiempo descubrió dos Islas mui pobladas y ricas, a quien puso por nombre Armenios, en altura de 35 a 40º de latitud, donde halló un Puerto muy bueno, y muchos Navios con una gran Ciudad, y estubo resgatando sus mercaderias en 30 y tantos dias, por plata que hay en abundancia: cuya relacion hubo el dicho Fray Andres de Aguirre del Padre Fray Andres de Urdaneta, en cuya compañia hizo el viage al descubrim.to delas Filipinas.
Fecha: 1584
Localización:  Archivo del Museo Naval. Colección Fernández Navarrete

Signatura: Nav. XVIII, 140

Extensión del documento digitalizado: 1.344 palabras / 7.374 caracteres

Localización y transcripción: Minerva Terrades


 

p. 281

Año de 1584

Discurso muy precioso dirigido al Illmo Sr. Arzobispo Gov.or y Capitan Gen.l de Mexico: por Fr. Andres de Aguirre sobre la importancia de que se proseguiese el descubrim.to dela costa y tierra que està al poniente de Nueba España en la costa del Mar del Sur desde los 41º de latitud adelante hasta la China, con una relacion mui rara que inserta en él de un Capitan Portugues que navegando de Malaca para las Islas de Japon, y llegando à vista de ellas haviendo le sobrevenido un temporal de Poniente muy recio sin poderlas tomar corriò con poca vela Ocho dias, y al noveno que abonanzò el tiempo descubrió dos Islas mui pobladas y ricas, a quien puso por nombre Armenios, en altura de 35 a 40º de latitud, donde halló un Puerto muy bueno, y muchos Navios con una gran Ciudad, y estubo resgatando sus mercaderias en 30 y tantos dias, por plata que hay en abundancia: cuya relacion hubo el dicho Fray Andres de Aguirre del Padre Fray Andres de Urdaneta, en cuya compañia hizo el viage al descubrim.to delas Filipinas.

Ilustrissimo Señor= El Espiritu Santo more siempre en el anima de V.S. Illma. El descubrimiento que V.S. manda hazer asi para entender la disposicion de la Costa, Puertos, y calidades de la tierra, y gente della que hasta agora està descubierta al Poniente de esta Nueva España en la Mar del Sur, como para proseguir el descubrimiento de aquella costa, y tierra desde quarenta y un grados de latitud adelante es de mucha importancia, y muy necesario asi para la buelta de las Naos de las Islas Filipinas y de todas las partes del Poniente, como para entender, y saver la disposicion, y calidad de la tierra, y gente della, y Islas que se entiende hay de mucha importancia cercanas à aquella Costa aunque las Naos que vienen del Poniente cada año al Puerto de Acapulco reconozen aquella costa, yà vista della navegan, mas de quinientas leguas: no se save hasta ahora, que Puertos, ò reparos tiene, y importa mucho saverse para que las Naos que vienen necesitadas de reparar por haver navegado hasta aquella costa mas de dos mil leguas sin hazer escala en tierra alguna puedan reparar, y proveer sus necesidades

p. 282

No es de menos importancia proseguirse el descubirmiento de aquella costa de los quarenta y un grados de latitud adelante para entender los secretos della por que se tienen por cierto, que es continente con la costa de la China, sino las divide un angosto estrecho que llaman de Anian, que segun se tiene noticia està en lo ultimo descubierto de la costa de la China en cincuenta y dos grados de latitud.

En aquel paraje y en el que hay de las Islas de Japon hasta lo ultimo descubierto de nuestra costa segun el Padre Fray Andres de Urdaneta tubo relacion de un Capitan Portugues hay Islas muy ricas muy pobladas de gente de mucha policia la qual relacion yo vi, y lei, y yendo èl y yo à España à dar cuenta à S.M del suceso de la primera jornada que por su mandado hizimos en la qual se descubrieron y poblaron las Islas Filipinas, y se descubrió la Navegacion, y buelta dellas à esta Nueva España, y el dicho Padre dió esta relacion à S.M y yo tomè copia della, y la guardé hasta que partiendo de España en esta Flota se perdió la Nao en que yo venia,y en ella se me perdió la relacion, y todo lo que trahia, y S.M me havia hecho merced, y limosna: lo que en resolucion contenia es lo siguiente.

Una Nao Portuguesa salió de Malaca para las Islas de Japon, y cargò en la Ciudad de Canton de Mercaderias de China, y llegando à vista de Japon le dió un temporal Poniente tan recio que no puedo tornar aquellas Islas y corrió con poca vela ocho dias el tiempo muy cerrado sin haver reconocido tierra alguna: al noveno dia abonanzó

p.283

el tiempo y aclaró, y tuvieron vista de dos Islas grandes, arribaron à una dellas en un buen Puerto poblado con una gran ciudad cercada de buen Muro de piedra: estavan en el Puerto muchos Navios grandes, y medianos. Luego que entraron en el Puerto acudió à la Nao mucha gente de la tierra bien vestidos y tratados, y mostrando à los de la Nao mucho amor, y saviendo que eran Mercaderes imbió el señor de aquella Isla y Ciudad à decir al Capitan de la Nao que saliese, y los que quisiese de su gente en tierra, y sin rezelo alguno de que se le hiziese agravio, antes le ofrecia todo buen acogimiento y llevase memoria de las mercaderias que trahia en su Nao por que se las tomarian y rescatarian a su contento. El capitan comunicó con su gente esto y se determino imbiar a la Ciudad al escrivano de la Nao con la memoria de las mercaderias y dos Mercaderes, uno Portugues, y otro Armenio vezinos de Malaca. El señor de la tierra los recivió en su casa, que era grande y bien edificada, y los trató con mucho amor, y regaló, y entendiendose por señas, y que la tierra era muy abundante y rica de plata, y otras cosas seda, y ropa, bolvieron el Escrivano, y el Mercader Portugues à la Nao para sacar las Mercaderias en una casa que les dieron para ello, y el Armenio quedó con el Señor de la tierra, y fue tratado con mucho regalo hasta que sacadas las mercaderias en tierra, y acudiendo gran numero de gente à rescatar con plata en gran cantidad en treinta y tantos días vendieron todas sus Mercaderias haziendo grande y rica ganancia con que quedaron todos muy ricos, y cargaron su Nao de plata el tiempo que en esta Isla estuvieron,

p.284

y entendieron que el Señor della lo era de la otra que estava a costa quatro leguas, y de otras que cerca dellos havia, todas ellas ricas de plata, y muy pobladas, la gente blanca, y bien dispuesta, bien tratada, y vestida de sedas, y ropa fina de algodon, gente amorosa, y muy afable, la lengua diferente de los Chinos, y Japones, y facil de tomar, por que en menos de quarenta dias que los Portugueses estuvieron en aquella Isla se entendian con los naturales: son aquellas Islas abundantes de buenos mantenimientos, Arroz que ès el pan que usan, Aves como las nuestras en gran abundancia, Patos mansos, y muchos Puercos, Cabras, Bufanos, y mucha caza de Venados, y Jabalies en gran abundancia de diversas Aves, y volateria, y muchos pescados, y buenos, gran abundancia de frutas de muchas diferencias, el temple de la tierra muy bueno, y sano: estan aquellas Islas de treinta y cinco grados à quarenta de latitud. No se pudo entender la longitud de Japon à ellas por haver corrido con tormentas, y el tiempo muy cerrado, y escuro, corrieron de Japon à Levante, y echo su rescate, bolvieron à Malaca, pusieron por nombre à estas Islas por respeto del Mercader Armenio, que entre la gente de la Nao era muy respetado, Islas de Armenio. Esto es lo que de la relacion tengo de memoria, asi para descubrir estas Islas, como otras en aquel paraje, y Golfo como para lo demas de aquella costa es de mucha importancia hazerse este descubrimiento: para los hazer seran muy acomodadas las dos Azabras del porte, y fabrica que Don Juan de Guzman defiere, como quien tambien lo entiende, y en lo qual, y en todo lo demas

p. 285

tocante à esta formada puede V.S. Ilustrísima segun su parezer. Suplico à Nuestro Señor sea para gran servicio suyo y de su Magestad Ilustrissima Señor de V.S. Ilustrissima menor Capellan= Fray Andres de Aguirre=

Hallase original en el Archivo General de Indias de Sevilla, entre los papeles trahidos de Simancas leg.3 en Papeles diversos respectivos à la Secreta de Nueva España. Confrontose en 22 de Octubre de 1794.

M.F de Navarrete